Actividades En La Ciudad Del Cusco

Actividades En La Ciudad Del Cusco

En Cusco hay montones de agencias de deportes al aire libre que proponen senderismo, rafting, bicicleta de montaña, alpinismo, paseos a caballo y parapente. La guerra de precios puede generar mal ambiente entre lugareños, con guías mal pagados y vehículos abarrotados de gente. Los circuitos más baratos suelen ser los más llenos. Como las nuevas agencias gozan de exenciones fiscales, las más económicas a menudo cambian de nombre y de sede. Conviene dejarse aconsejar por otros turistas extranjeros. Ninguna empresa es totalmente fiable, pero las de estas secciones son agencias acreditadas, con una evaluación por lo general positiva de los lectores.

SENDERIMO

El departamento de Cuso es el paraíso de excursionistas. En estas enormes cordilleras montañosas los ecosistemas van desde las selvas hasta los altos entornos alpinos. Puede que los senderistas den con aldeas asiladas y ruinas perdidas entre la maleza. Como la altitud varía mucho, es importante aclimatarse antes de emprender cualquier marcha.

Sin duda, la mayoría viene por el famoso camino del Inca a Machu Picchu, pero cuidado porque no es el único “camino del Inca”. Lo que los avispados representantes turísticos y agencias de circuitos han bautizado como el camino del inca nos es más que uno entre una docena de senderos que los incas construyeron para llegar a Machu Picchu, entre los miles que atravesaban al imperio.  Y hoy en día se están llevando a cabo excavaciones arqueológicas en varias de estas rutas selváticas. Se han desarrollado otros tantos para el turismo y son cada vez más los excursionistas que optan por recorrerlos.

Ya más cerca de Cusco, varios operadores han desarrollado itinerarios de varios días por el Valle Sagrado que se apartan mucho de las rutas marcadas y llegan hasta ladeas y ruinas poco frecuentes.

SE VENDE VISION SAGRADA

Pueden que los ritos Chamanicos sean propios del Amazonas, pero en cusco y el Valle Sagrado están  muy solicitados. La fama de las propiedades psicodélicas del San Pedro y de la ayahuasca han desertado la curiosidad de la gente  y el interés de los psiconautas que viajan en busca de esas experiencias. Se trata de drogas potentísimas, que pueden resultar muy toxicas si caen en manos equivocadas.

Y aun así, están por doquier. En Cusco, muchos vendedores callejeros ofrecen el San Pedro con sus masajes;  las ceremonias de ayahuasca se anuncian en albergues. Si duda es el viajero quien decide lo que le conviene y o que no. Cabe subrayar que no se trata de fármacos recreativos. Un Chaman de verdad conoce perfectamente lo que un profesional puede hacer, y además selecciona a los participantes. Una ceremonia puede requerir varios días de preparación, el ayuno y otros rituales.

Cuesta  no mostrarse escéptico ante una experiencia espiritual confeccionada en serie. Muchos cusqueños creen que convertir estos ritos en minas de oro es una burla. Con todo, participar en nunca “ceremonia guiada” puede ser mucho más seguro que ingerir cualquier narcótico fuerte por libre, siempre y cuando tenga confianza en el profesional que realice la práctica (alguna mujeres han sido agredidas cuando estaban narcotizadas). Evítense las propuestas informales. En los rituales serios suelen cuestionarios médicos. También se aconseja presenciar alguna ceremonia y preguntar a los participantes su experiencia antes de apuntarse.

Para saber sobre los rituales de ayahuasca y San Pedro, visítese el nuevo museo de plantas Sagradas, Mágicas y Medicinales de Cusco.

SACRED VALLEY VIA FERRATA (DEPORTES DE AVENTURA)

Esta ruta de ascenso consiste en un conjunto de escaleras, asideros y puentes construidos en una espinada ladera rocosa.

Esta, vía que nació en los Alpes italianos en la segunda guerra mundial, permite que novatos de la escalada en roca en relativa buena forma se diviertan con una descarga de adrenalina. De su construcción y gestión se encargan los escaladores y profesionales de la montaña. En el fascinante entorno del Valle Sagrado, presenta un ascenso vertical de 300   m, un puente colgante de infarto a 200 m del lecho del valle y 100 m de rapel. Tras una caminata de 40 min, se puede optar por lanzarse en tirolina (160 soles). La duración de cada actividad es de 3 a 4 horas y los precios incluyen los traslados a/desde Cuzco a Urubamba, el ascenso y el almuerzo.

RAFTING

En Perú no es una actividad regulada, de modo que cualquiera literalmente puede montar una empresa de rafting. Para colmo la competencia agresiva ha hecho que muchos operadores baratos descuiden la seguridad. Todo esfuerzo es poco para advertir el grado de riesgo: hay accidentes mortales cada año. Las empresa de rafting que aceptan reservas por adelantado en line suelen tener más en  cuenta la seguridad (ser más caras) que las operan frente a los escaparates de Cusco.

Al elegir una por prudencia, es mejor preguntar sobe el equipo de seguridad, la formación del instructor y la calidad del material usado (por ejemplo, las antigüedades de las barcas), así como saber que piensan los otros viajeros. Cuidado con la agencias nuevas sin referencias conocidas.

RIO URUBAMBA

Hacer rafting por el Urubamba a través del Valle Sagrado pude brindar la mejor excursión de rafting de Sudamérica, pero Cusco y todas las aldeas que hay a su paso disponen del rio como alcantarillado si tratar, lo que convierte el trayecto en un maloliente y contaminado viaje. Esto va en serio: que el viajero cierre la boca si cae al agua.

Pero, pese a su repugnante aspecto, la sección de Ollantaytambo a Chillca (clase II A III) es muy popular. Ofrece 1 ½ horas de suave rafting con solo dos rápidos destacados. Otros tramos afectados por la contaminación son el de Huaran y el de Huambutio a Pisac.

Hay varios tramos más limpios al sur de Cusco, en la parte superior  del Urubamba ( tambien llamado Vilcanota), como el popular trecho de Chuquicahuana (clase III a IV+; clase V+ en temporada de lluvia), otro tramo menos frenético es el divertido y divertido y pintoresco de Cusipata a Ququihana (principalmente de clase II a III). En la temporada lluvias suelen combinarse estas dos secciones. Más cerca de Cusco, el trecho Pampa a Huambutio (clase I a II) brinda una bella introducción al rafting, ideal para niños pequeños (de 3 años adelante).

RIO SANTA TERESA

Este rio es espectacular para practicar rafting en el barranco entre los pueblos de Santa Teresa Y Santa María y  luego, corriente abajo, hasta Quillabamba. Una advertencia: el tramo de Cocalmayo hot Springs a Santa María. Tiene rápidos casi interrumpidos de clase IV a V en un profundo cañón inaccesible. Solo debería recorrerse con operadores de excelente reputación.

Se advierte que este tramo por seguridad está fuera de las competencias de guías inexpertos (más baratos). Aquí no hay que ahorrar dinero. Antes de decidirse, no estaría demás recorrer otro tramo de la zona con el operador elegido.

OTROS RIOS

De mayo a noviembre, el río Apurímac ofrece rutas ofrece rutas de tres a diez días por profundos cañones y selvas protegidas. Este rio presenta estimulantes rápidos (clase IV a V), paisajes salvajes y remotos con profundos cañones. Se han avistado cóndores y pumas. Las excursiones de cuatro días son las más relajadas y evitan las zonas de acampada de mayor afluencia, pero la oferta de tres días es más amplia. Se acampa en playas de arena, cada vez más abarrotada. Los mosquitos pueden resultar molestos. Lo ideal es que la agencia deje el campamento limpio y se guie por una ética de impacto mínimo.

Una expedición aún más fuerte es la de 10-12 días por el exigente rio Tambopata, que solo puede hacerse de mayo a octubre. Se empieza en los Andes, al norte del lago Titicaca, y desciende por el corazón del parque Nacional Bahuaje-Sonene hasta la jungla Amazónica. Desde Cusco hasta el punto de partida son dos días de automóvil. En los primeros días en el rio hay rápidos que exigen cierto nivel de técnica (clases III y IV) en el agreste paisaje andino, y el viaje acaba con un par de días de dulce navegación por la selva. Algunos viajeros atentos han visto tapires, capibaras, caimanes, nutrias gigantes y jaguares.

Los ríos de Cusco quedan a días de socorro en caso de enfermedad o accidente. Es importante relazar la reserva con una agencia de primera, con guías de primera, con guías muy experimentados y con certificado de primeros auxilios y conocimientos de técnicas de rescate en aguas rápidas.

PASEOS A CABALLO

La mayoría de agencias organizan paseos matutinos o vespertinos. Si no, se puede ir a pie a Sacsayhuaman, donde hay muchos ranchos y allí negociar lo que uno quiere. De todos modos, escójase con cuidado porque los caballos a veces están en un estado lamentable.

Las agencias más selectas ofrecen para varios días a los alrededores de Limatambo y hay varios ranchos de la primera categoría con pura sangres peruanos de paso muy bien entrenados en Urubamba.

OTRAS RUINAS PARA EXPLORAR

Cualquier medio de transporte hacia Pisac permite llegar a estos yacimientos, situados a las afueras del Cusco. La entrada está incluida en el boleto turístico o en el parcial;  abren a diario de 7.00 a 18.00.

Q’ENQO

El nombre de estas pequeñas pero fascinantes ruinas significa “zigzag”. Se componen de una vasta roca de piedra caliza sembrada de nichos, escaleras y tallas simbólicas, incluidos los tortuosos canales que tal vez le dieron nombre. En lo más alto hay una superficie lisa que usaban en las ceremonias: si se presta atención se observan los minuciosos grabados en forma de puma, cóndor y llama. Abajo se puede explorar una misteriosa cueva subterránea con los altares labrados en la roca.

Q’enqo está a unos 4 km al noreste de Cusco, a la izquierda de la carretera según se desciende desde Tambomachay.

PUKAPUKARA

Justo al otro lado de la carretera principal desde Tambomachay se halla esta estructura con vistas al valle de Cusco. Según la luz del día, la roca parece rosada. No en vano su nombre significa “fortaleza roja”, aunque lo más probable es que fuera un refugio de cazadores, un puesto de vigía o parada de viajeros. Se compone de varias cámaras residenciales en la planta baja, despensas y una explanada superior con vistas panorámicas.

TAMBOMACHAY

Ubicado en un rincón abrigado, a unos 300 metros de la carretera principal, se trata de un baño ceremonial de piedra labrada que canaliza agua cristalina de un manantial a través de fuentes que siguen en uso. Por ello se conoce popularmente como el baño del Inca,  y varias teorías lo vinculan a un culto Inca de agua. Esta 8 km al noreste de Cusco.

EL SAPO DE LA SUERTE

¿Se ha preguntado el viajero alguna vez que hacen los cusqueños para relajarse en vez de pasar el rato juagando a cartas o al billar en el bar del barrio? Pues bien, la próxima vez que visite una picantería o una quinta (casa donde se sirve comida andina típica) fíjese en un curiosos sapo metálico colocado en lo alto de una caja y rodeado de ranuras y agujeros. Los hombre suelen pasar la tarde bebiendo chicha y cerveza mantras compiten en esta antigua prueba de habilidad que consiste en lanzar discos metálicos lo más cerca posible del sapo. Puntúa más si mete uno en la boca. Cuenta la leyenda que el juego nació entre la realeza Inca, que solía lanzar monedas de oro al lago Titicaca con las esperanza de atraer al sapo, que se creía poseía poderes curativos mágicos y concedía los deseos.

BICICLETA DE MONTAÑA

Los circuitos de bicicleta de montaña son un negocio pleno auge en Cusco, cuyo terreno es soberbio. Las bicicletas de alquiles son de baja calidad y en su mayorías rígidas (suspensión individual), aptas para las fuertes pendientes. Tampoco resulta fácil comprar bicicletas buenas nuevas o de segunda mano en Cusco. Por tanto, si es un ciclista de verdad, se recomienda llevar su propia bicicleta luego puede venderla en Cusco, lo cual es más Factible.

Los ciclistas veteranos pueden disfrutar de rutas asombrosas a las que se llega rápido y fácilmente en transporte público. Se puede tomar el autobús a Pisac (hay que colocar la bici en el techo) y pedir que le conductor pare en la  Abra de Ccorao. Desde allí puede girar a la derecha y regresar a Cusco por varios caminos para carros y senderos de vía única. A medio camino hay un parque de saltos construido por lugareños aficionados.  Esta ruta se conoce como Yuncaypata, y tiene muchas variaciones. Pero al final, se vaya por donde se vaya, se acabara en la periferia meridional de Cusco, desde donde se puede tomar un taxi para volver a casa.

Si se va hacia el otro lado del paso,  a la izquierda de la carretera, se llega un sendero rápido que atraviesa un estrecho valle; es difícil perderse. Conduce la carretera de Corao. Desde allí, hay que seguir la carretera a través de un tramo llano seguido de una serie de curvas. Cuando el valle se ensancha, hay que girar a la izquierda tras pasar una granja  y descender por una abrupta cuesta a la izquierda para seguir por el desafiante de sendero de vía única que surca otro estrecho valle. Habrá que cruzar un rio espeluznante y habrá que bajar por cuestas tradicionales, empinadas y accidentadas en el último trecho, que conduce hasta la aldea de Taray. Desde allí hay un tramo de 10 min a orillas del rio hasta Pisac, donde se puede tomar un autobús de vuelta a Cusco.

Pueden hacerse salidas más largas, pero necesitara un guía profesional y un vehículo de avituallamiento. La carretera parcialmente asfaltada que desciende desde Abra Málaga a Santa María, aunque no requiere de técnica, es recorrido obligado parapara todo ciclista y forma parte del Camino Inca por la jungla, que incluyen muchos operadores de Cusco. El de Maras a Salinas supone una pequeña gran misión. Y el de valle Lares ofrece un desafiante sendero de vía única, al que puede accederse desde Cusco en un día más largo. Si se va a Manu, en la cuenca del Amazonas, se puede interrumpir el largo viaje en autobús yendo en bicicleta desde tres Cruces a la Unión, espectacular y hermoso descenso, o bien recorrer toda la ruta en bicicleta. Los operadores de viajes a Manu pueden encargarse del alquiler de la bici y de contratar a los guías. El descenso hasta el rio Apurímac es toda una excursión, al igual que el viaje hasta el rio Tambopata, que incluye un descenso de 3500 m en 5 horas. Unos cuantos ciclistas se atreven con el viaje de más de 500 km hasta el puerto Maldonado. Se llega acalorado y empapado de sudor, pero es todo un reto.

ACTION VALLEY

Excepcional parque de aventuras, es un infierno para los que padecen acrofobia y el paraíso para los niños y los adultos infantiles. Tiene paintball (75PEN), una pared de escalado de 10 m (36 PEN), un bungee jump de 122 m (230 PEN) desde el miador de Racchi. Está a 11 km de Cusco por la carretera a Poroy.

OTRAS ACTIVIDADES

El mejor premio antes de una caminata es un masaje en uno de los spas. Cuidado con los masajes baratos que se anuncian por la calle; la mayoría de los masajistas carecen de formación y puede haber sorpresas desagradables.

WordPress Image Lightbox Plugin